4.10.10




Merendar sangre en el balcón y esos pequeños placeres de la vida
.

Esconder las garras y esos noplaceres.

3 comments:

Lucas said...

Hace falta mucha personalidad, para beber sangre en una tacita de té.
O quizá no, y esté de moda el vampirismo.

Igual me gusta (el dibujo, tu estilo). Me gusta.

Katherine said...

Me encantó!, que vivan los pequeños placeres y las garras bien afuera! :)

Diana Gutiérrez Toledano said...

dibujar con mis nuevas ceras caran d'arche es para mi mejor que lo de beber sangre en el balcón... no sé, es que mi balcón es un poco pequeño.

(gracias por revelarme el nombre de las ceras!)